New Horizons y su histórica aproximación a Plutón

new-horizons-pluton

La nave espacial estadounidense “New Horizons” hizo historia al volar lo más cerca que se ha estado nunca de Plutón, tras un periplo de más de nueve años en el que ha recorrido casi 5.000 millones de kilómetros. Después de más de nueve años y más de 3.000 millones de millas (4.828 millones de kilómetros), el vuelo cerca de Plutón de @NASANewHorizons se produjo el 14/07/2012 a las 07.49 a.m.” hora de la costa este de EE.UU. (11:49 GMT), señaló la NASA en su cuenta oficial de la red social Twitter.

La sonda espacial ya ha proporcionado durante su viaje las imágenes más nítidas y cercanas a Plutón disponibles hasta ahora. Pero al pasar ahora a unos 12.500 kilómetros del planeta enano, algo más de la distancia que hay entre Washington y Nueva Delhi, se espera que haya tomado datos aún más precisos sobre la superficie del planeta enano, según explicaron los responsables del proyecto.

No obstante, “New Horizons” no tiene previsto comunicarse hasta las 20.53 hora local de Washington (00.53 GMT) con el centro de control de la misión en la Tierra, por lo que hasta entonces no se sabrá si la nave ha sobrevivido a la aproximación en buen estado. El paso de la sonda espacial fue recibido con júbilo entre los científicos del Laboratorio de Física Aplicada Johns Hopkins, localizado en Laurel (Maryland), desde donde se ha dirigido la misión espacial todos estos años.

Pese a que “New Horizons” ha proporcionado ya las imágenes de Plutón más detalladas que se conocen, que dan una idea de la orografía de su superficie, esperan que envíe nuevos datos que permitan conocer más sobre el planeta enano. Los científicos, no obstante, no tendrán de momento certeza del éxito de la misión, y de lograr los datos que se esperan, éstos no llegarán en su totalidad a la Tierra hasta octubre de 2016. La nave espacial, que se desplaza a 49.889 kilómetros por hora y pesa 480 kilos, podría quedar inservible si choca con una roca o una simple roca imprevista del sistema de Plutón.


La NASA estima que el riesgo de colisión es de 1 sobre 10.000, pero recuerda que, al fin y al cabo, esta misión se dirige “a lo desconocido”, por lo que no puede descartarse ningún escenario. “New Horizons” ya dio un susto a los científicos a comienzos de mes, cuando experimentó problemas técnicos cuando apenas faltaban dos semanas para que lograse su ansiada meta, pero las dificultades se solucionaron sin que los científicos hallaran problemas en su equipo ni en su sistema informático. Este hito científico llega tras nueve años y medio de travesía y 4.828 millones de kilómetros recorridos con el objetivo de arrojar luz sobre un planeta que es un auténtico enigma para los investigadores. Cuando la nave comenzó esta fabulosa travesía el 19 de enero de 2006 en un cohete Atlas V desde Cabo Cañaveral (Florida, EE.UU.), la NASA subrayaba que Plutón era el único de los nueve planetas del Sistema Solar al que no había llegado nunca una nave espacial.

Pocos meses después, en agosto, Plutón fue relegado a la categoría de planeta enano por la Unión Astronómica Internacional (UAI). Gracias a esta misión, ahora se sabe que Plutón es 80 kilómetros más ancho y tiene 2.370 kilómetros más de diámetro de lo que se pensaba. Así, Plutón es más grande que Eris, uno de los cientos de miles de mini planetas y objetos situados más allá de Neptuno en la región denominada Cinturón de Kuiper, cuyo descubrimiento en 1992 acabaría por provocar que Plutón fuera relegado de la categoría de planeta a la de planeta enano. El ahora planeta enano ha fascinado a los astrónomos desde su descubrimiento en 1930 por Clyde Tombaugh desde el observatorio Lowell, en Arizona, y a modo de homenaje a su descubridor, la nave lleva a bordo las cenizas de ese astrofísico que por primera vez vio el punto de luz que hoy llamamos Plutón.

fly-by

Esto confirma que Plutón es el objeto más grande detectado hasta la fecha en los confines del Sistema Solar, en la región conocida con el cinturón de Kuiper. Estas nuevas medidas tienen una serie de implicancias. La primera es que hace a Plutón un poco menos denso de lo que se creía, lo cual significa que la fracción de hielo en su interior es más alta de lo pensado.

La última medición también cambia lo que podemos esperar de las propiedades de la atmósfera, dado que ahora se cree que la esfera que rodea a Plutón es más grande. New Horizons fue lanzada al espacio en 2006. Esto puede querer decir también que la troposfera -la capa que está en contacto con la superficie- es menos profunda. Caronte, la más grande sus cinco lunas, mostró un tamaño similar al esperado (1.208 km de diámetro). La sonda aún no determinó con exactitud el tamaño de sus otros satélites (Nix, Hidra, Cerbero y Estigia) Ahora resta esperar y armarse de paciencia: el envío de toda la información recogida por New Horizons puede demorar hasta un año y medio.

Lino Cisterna

CEO&Founder RevistaProware.com Aficionado a las Ciencias, Física Teórica, (G)Astronomía, Sociología, Psicología, Teorías de la Tecnología (AAT).

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *