Candida auris, el misterioso hongo resistente a los medicamentos

El Candida auris, una especie de hongo que crece como levadura, fue identificado por primera vez hace una década. En 2015, Johanna Rhodes, especialista en enfermedades infecciosas del Imperial College London, recibió una llamada de emergencia de un hospital a las afueras de Londres referente a una infección resistente a los medicamentos que se estaba extendiendo por el hospital sin que nadie supiera por qué.

“En aquel entonces la comunidad científica prácticamente no había oído hablar del Candida auris”, le cuenta la especialista a BBC Mundo. “En el hospital había un par de pacientes infectados con este germen pero no había parecido algo muy serio, hasta que se dieron cuenta de que se había extendido por las paredes, por los muebles, por toda la superficie del hospital”, recuerda. “Resultaba muy difícil de identificar porque nadie sabía realmente lo que estaban buscando. Me llamaron para que les ayudase a averiguar cómo y por qué se estaba expandiendo”, explica Rhodes.

La Candida auris (C auris) es un tipo de levadura (hongo) que puede ocasionar una infección grave en pacientes que se encuentran en un hospital o en una residencia de ancianos, pacientes que a menudo ya están enfermos. Las infecciones por C auris, por lo general, no mejoran con medicamentos antimicóticos que usualmente tratan las infecciones por cándida. Cuando esto sucede, se dice que el hongo es resistente a estos medicamentos, lo que dificulta su tratamiento, La infección por C auris es poco frecuente en las personas saludables.

Causas


Algunas personas portan la C auris en su cuerpo sin que se enfermen. Esto se denomina “colonización”, significa que pueden diseminar los gérmenes sin saberlo. Sin embargo, las personas que están colonizadas con la C auris todavía están en riesgo de contraer la infección provocada por el hongo.

La C auris puede contagiarse de una persona a otra o por el contacto con objetos o equipo. Los pacientes que se encuentran en el hospital o en residencias para ancianos pueden estar colonizados con la C auris. Ellos pueden diseminarla a los objetos de uso en el centro, tales como mesas de noche, utensilios, pasamanos. Los proveedores de atención médica y los familiares y amigos visitantes que tienen contacto con un paciente con C auris pueden contagiar a otros pacientes.

Una vez que la C auris entra al cuerpo, puede ocasionar una infección grave en el torrente sanguíneo afectando a los órganos. Es más probable que esto ocurra en las personas con un sistema inmunitario debilitado, La gente que tiene sondas de respiración o alimentación o catéteres IV tienen el riesgo más alto de infección. Las infecciones por C auris se han presentado en personas de todas las edades.

Tratamiento
Las infecciones por C auris a menudo se tratan con medicamentos antimicóticos denominados equinocandinas. También se pueden utilizar otros tipos de medicamentos antimicóticos. Algunas infecciones por C auris no responden a ninguna de las clases principales de medicamentos antimicóticos. En dichos casos, se puede utilizar más de un fármaco antimicótico o dosis más altas de estos fármacos.

Fuentes: MedlineBBC

Lino Cisterna

CEO&Founder RevistaProware.com Aficionado a las Ciencias, Física Teórica, (G)Astronomía, Sociología, Psicología, Teorías de la Tecnología (AAT).

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *